La ruta de Samuel

 

Rutas de montaña y senderismo en Asturias

 
 
  Apropiada para senderistas          Apropiada para familias con niños     Apropiada para corredores           
 
 
 
Comunidad Autónoma: Asturias
Provincia: Asturias
Zona: Pria
Población: Llames de Pria
Municipio: Llanes
Tipo de recorrido: Circular
Recorrido: 5 km
Desnivel: 50 m.
Tiempo:  2 horas
Dificultad: Baja
Señalización: Señalizada
Época recomendada: Todo el año
Sendero homologado: no

 

 

Perfil de ruta:

Senda de Samuel o del río Guadamía: recorrido fácil, junto al río Guadamía, en el que nos encontraremos con los restos de tres molinos y con dos puentes de piedra antiguos, además del puente medieval de Mía. El recorrido es circular con una longitud de 3,5 KmSenda de Samuel o del río Guadamía: recorrido fácil, junto al río Guadamía, en el que nos encontraremos con los restos de tres molinos y con dos puentes de piedra antiguos, además del puente medieval de Mía. El recorrido es circular con una longitud de 3,5 Km
 

 

Descripción  
 
        

Es una ruta sencilla, de poca duración y de gran belleza. Empezamos nuestra ruta en la desembocadura del río Guadamía en la playa de Guadamía. Para eso lo mejor es dejar el coche en el pueblo de Llames de Pría y bajar andando hasta la playa.

 

 
 

Estacionamos nuestro vehículo en la plaza del pueblo cerca del bar la Bolera en Llames de Pria  por la carretera LLN-17 en dirección a la salida del pueblo.


 


Caminamos 800 metros hasta encontrar un mojón del Camino de Santiago, junto con nuestra señal blanca y amarilla, que nos desvía a la derecha, por una carretera asfaltada más estrecha que la anterior.

 



 

Pronto llegamos a un puente medieval sobre el río Guadamía, donde hay una placa que nos indica que la senda está dedicada a Samuel Cachero que fue el que la diseñó.


 


 
Continuamos la ruta por la parte de atrás del puente, cruzando una portilla, a través del prado por la orilla del río hasta llegar a otra portilla.

 
Seguimos ahora por un bosque mixto hasta llegar a un molino con el canal de agua que lo abastecía.

 
 

Bordeamos el molino y volvemos a la orilla del río para, tras cruzar varios puentes de madera, llegar a los restos del Molín del Picu.
 

 



 

 

El camino se convierte en sendero y continua por zona boscosa, siempre al lado del río, mientras cruzamos varios puentes de madera.
 
 


 

Y casi sin darnos cuenta, llegamos a la desembocadura del río Guadamía que pasa a ser ría con su bonita playa.

 



Nosotros nos dirigimos a ver los bufones muy cerca de la playa Guadamía
Al encontrarse  en marea baja no les pudimos verles  expulsar chorros de agua